DETECTIVES LABORALES Y SU FORMACIÓN

La investigación de asuntos laborales, en especial bajas fingidas, es una parte muy técnica del trabajo del detective privado y exige una gran formación.

Formación de detectives laborales

La legislación laboral en España

Es de sobra conocido que los trabajadores en España se encuentran legalmente muy protegidos, tanto como desprotegidos se encuentran sus contratantes ante los abusos de mala fe de sus asalariados.

La legalidad presupone una posición de superioridad del empresario sobre el trabajador e intenta compensar esa situación con una legislación desequilibrada que favorece la aparición de conductas fraudulentas. Lo peor de esta situación es que durante esta crisis pasada hemos podido comprobar que en muchas ocasiones esa supuesta superioridad era completamente irreal, con trabajadores que cobraban muy por encima de los dueños de sus empresas, si es que estos ganaban algo, a la vez que se veían sometidos a todo tipo de chantajes.

Seguro que algún sindicalista se está indignando ahora mismo (perdón por la realidad) y pensando en los consejos de administración del Ibex35, pero el 95% del empleo lo generan en España las pequeñas y medianas empresas donde los únicos consejos que se ven se dan entre amigos y a los jets privados los sustituyen los coches familiares.

La realidad es que la gran disparidad de recursos ante un conflicto laboral se da entre el trabajador, con ingresos fijos, asistencia legal gratuita (o a comisión) y toda la legislación de su parte, y el pequeño empresario, que necesita más pruebas para un despido procedente que para demostrar un asesinato.

La importancia de una investigación perfecta

Y no exagero. Un informe de investigación de un detective privado en un asunto laboral debe ser perfecto. Perfecto a nivel formal y perfecto en la planificación y ejecución de la investigación.

A nivel de planificación

El detective debe conocer como la palma de su mano la legislación laboral actual, todas las posibles fuentes de jurisprudencia que refieran al tema en cuestión y enfocar totalmente la investigación a obtener pruebas de unas conductas muy determinadas.

No vale el “vamos a seguir al trabajador 4 días y a ver que sale”, tenemos que tener muy claro desde el principio qué estamos buscando y adaptar la planificación a la perfección.

Es cierto que, una vez en el terreno, muchas veces se descubren hechos y conductas que no estaban previstos y es precisamente aquí donde se notará la diferencia entre un detective formado en temas laborales y uno que no. A priori igual has sido asesorado por el abogado de una empresa y podrás disimular tus desconocimientos, pero ese abogado no estará contigo durante la investigación ni podrá asesorarte en tiempo real sobre la importancia de lo que ves.

A simple vista hay conductas muy llamativas de escasa relevancia legal y, por el contrario, conductas que pueden pasar desapercibidas que pueden resultar claves en el resultado de la investigación.

A nivel formal.

Estamos hablando de un informe que va a llegar a un juzgado sí o sí (aunque muchas veces no llegues a entrar en la sala porque se llegue a un acuerdo en el último momento). Ese informe va a ser revisado a conciencia por el abogado de la otra parte, y te va a buscar los puntos y las comas.

Un error formal o una afirmación exagerada que no puede desprenderse de la observación realizada puede echar todo tu trabajo por la borda. Y a tu cliente detrás.

Los “brindis al sol”, las exageraciones de cara a la galería o las conclusiones sin fundamento no ayudarán, para nada, a los intereses de tu cliente.

Si quieres que tu informe sea de utilidad para el cliente, tanto si entras en sala como si le sirve para negociar un acuerdo, este deberá ser irreprochable.

Entonces habrá mucha formación adicional al respecto, ¿no?

En un sector normal, viendo que casi el 50% del trabajo de los detectives privados está relacionado con el ámbito laboral, lo lógico sería que hubiera cursos de postgrado y Masters en investigación laboral. Por supuesto esto no es así.

Alejadas de la realidad, las universidades españolas siguen ofreciendo postgrados a detectives privados totalmente alejados del mercado. Antes ofrecen un curso de perito calígrafo o de balística forense que de investigación laboral.

¿Y durante la formación reglada?

Sí, es cierto, se estudia 1 asignatura de Derecho Laboral, pero con el mismo peso que puedan tener ramas totalmente inútiles para nuestra profesión como la balística (ni podemos portar arma ni investigar asesinatos) o las trasmisiones de radio (cuya interceptación es totalmente ilegal).

Por desgracia parece que quien en su momento elaboró el temario de los detectives privados estaba más preocupado por crear asignaturas en las que enchufar a sus “amiguetes” dando clase en universidades que en formar a los alumnos en lo que será la realidad de su oficio. Oficio que probablemente quien elaboró el temario desconoce completamente.

¿Qué conocimientos debería tener un detective laboral?

Lo hemos adelantado un poco antes, lo básico sería formación intensiva en Derecho Laboral, pero hay otros conocimientos que serían igualmente inútiles.

Formación legal intensiva.

Durante la formación reglada se obtienen conocimientos, y bastante básicos, de Derecho Laboral pero no se llega a conocer en profundidad lo que a la postre acaba resultando más importante, la jurisprudencia.

Resulta más útil planificar un caso en base a la jurisprudencia que en base a la propia ley. Si ya sabemos que para que una conducta se considere reiterada hace falta constatarla un mínimo de 3 veces, quien esté elaborando presupuestos con 2 jornadas de investigación está condenando a su cliente a perder el juicio (en ambos sentidos de la expresión) y por tanto ofreciendo un servicio deficiente a sus clientes.

Formación en redacción de informes

No hace falta que cada informe sea un “best seller”, basta con que sea claro y adecuado. La redacción de informes de investigación nada tiene que ver con la redacción de libros o de “posts” como éste.

El lenguaje literario debe dejar paso a la exactitud en las descripciones y al uso del término adecuado para definir una situación.

Los poemas hay que dejarlos para las respectivas parejas y la narrativa compleja substituirla por oraciones simples y sencillas.

Los detectives somos testigos, y como tales debemos describir con exactitud y neutralidad lo observado, olvidando prejuicios y conocimientos previos y centrándonos solo en lo objetivable.

Conocimientos básicos de lesiones y secuelas.

Sí, en la carrera se estudia medicina legal, pero enfocada al ámbito de la serie CSI con la aparición de las larvas y las marcas de las armas de fuego, conocimientos absoluta y totalmente inútiles para un detective privado en España.

Lo que de verdad necesita conocer al dedillo un detective son las limitaciones características de cada tipo de lesión. Por poner un ejemplo muy básico: alguien lesionado de la rodilla debería tener dificultades para subir una escalera sin apoyarse, pero no para pasear 1 hora por la ciudad.

Esta formación la hemos ido adquiriendo los detectives privados que nos dedicamos a esto a través de la experiencia y a base de hablar muchas veces con traumatólogos, de mutuas o aseguradoras, que nos indican en qué debemos fijarnos y que conductas consideran ellos destacables.

Ojo, no estoy pretendiendo que los detectives diagnostiquen en modo alguno. No es quien un detective para, por mucha experiencia o formación que tenga, decir si alguien está sano o no.

La clave para nuestro trabajo es saber cuando estamos visualizando una conducta clave o cuando lo que vemos no es importante para el tema. Esos conocimientos serán los que nos hagan decidirnos a grabar o no una conducta y a saber qué peso debe tener lo visto en el informe de investigación.

¿Debemos descartar lo grabado en el video final, poner una secuencia corta o poner todo lo posible? Eso lo deciden los conocimientos y la experiencia, y, a día de hoy, no se enseña en ninguna universidad.

Por todo esto animo desde aquí a las universidades españolas a formar como deben a sus alumnos, de cara al mundo y a la realidad de su futuro trabajo, no en base al último episodio de CSI.

Summary
DETECTIVES LABORALES Y SU FORMACIÓN
Article Name
DETECTIVES LABORALES Y SU FORMACIÓN
Description
La investigación de asuntos laborales, en especial bajas fingidas, es una parte muy técnica del trabajo del detective privado y exige una gran formación.
Author
Omnia Veritas Detectives
The following two tabs change content below.
Director en Omnia Veritas y detective privado con licencia 2265. Tel: +34 686 669 705 GM of Omnia Verita and private investigator. Cell: +34 686 669 705

Latest posts by Fernando Mairata (see all)

Leave a Reply

cinco × uno =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies